domingo, 14 de septiembre de 2008

El rebaño de nicotina


Si tenemos que seguir al rebaño, yo quiero ser poeta. Poeta solitario en los cafés de puñalada y media. Artista y artista, únicamente.


Aunque, si tuvieramos que seguir al rebaño preferiría ser protagonista de una historia de amor descabellada.
O luchar por una causa irónica, o vestir con pegatinas en la frente.


Si quieres seguir al rebaño, llámate pedantería, llámate absurdo, llámate imbecil. Llámame "insultantemente joven "

5 comentarios:

guam divorce immigration dijo...

im here because of few cents for you. just dropping by.

my spacenhance dijo...

when will you go online?

luna dijo...

Yo te nombro artista,y te nombro poeta, y te llamo amiga, y respiro tu dulce nicotina.


Un beso, bella.

Me voy el lunes que viene a Madrid, ojala nos vieramos antes. Martes y miercoles los pasare en el cortijo de Pablo, pero despues soy toda tuya.


Otro beso.

Zacarias Zuax dijo...

Todo tiene sentido y a la vez es una soberana estupidez. Como la vida misma.

P.d: una foto preciosa. Cuanta luz...

Laura dijo...

me parece que mal que te pese ya perteneces pues al rebaño, como poeta y artista.